Ser mujer nos permite alcanzarar nuestras metas y sueños

Nombre: Veronica Fernández Sánchez
Cargo: Dueña The King´s Barber Shop
Estudios: Lic. Psicología, especialidad en maquillaje, alto peinado, colometría y barbería
Estado civil: Soltera
Edad: 42 años
Familia: 4 hijos

La capacidad que las mujeres tienen para entrar en puestos de alta dirección es mínima aún, prevalece una cultura machista. Pese a estás limitantes sociales, Verónica Fernández Sánchez es dueña y directora del corporativo The Kings Barber Shop y, en breve, del Centro de Desarrollo Profesional, con sede en Tlaxcala.
Constancia, dedicación y capacitación han sido la fórmula para llegar a alcanzar y formar uno de los corporativos más importantes en la región en el área de belleza e imagen. Con casi tres décadas dedicadas a consentir y dar un buen servicio a sus clientes, la empresa de Verónica Fernández crece y se fortalece, gracias a la consolidación de un equipo de trabajo que genera oportunidades de empleo y preparación, principalmente para mujeres, en su mayoría emprendedoras.
Una de sus metas es continuar su preparación en diferentes áreas, su objetivo es que Verónica Fernández sea una marca sinónimo de belleza y bienestar para todas las mujeres y hombres que visiten sus instalaciones, actualmente ubicadas en los municipios de Apizaco y Xalostoc.
Madre y “padre” de cuatro hijos -se asume madre soltera-, ha sabido sortear su pasión con su labor en la educación de lo más importante de su vida: sus hijos.
La psicóloga de cuarenta y dos años -con especialidad en maquillaje y alto peinado, colorimetría y barbería- asegura que puede ser uno de los seres humanos con mejor sentido para generar cosas nuevas, “siempre estoy pensando en emprender, en innovar, me gusta ser la dueña de mi empresa y me preocupa que mi personal esté altamente capacitado para recibir a nuestros clientes”.
Momento platica con ella en el corporativo The Kings Barber Shop, instalado en Xalostoc, su municipio natal. Verónica Fernández cuida de su aspecto y de su imagen, su perVeronica
Fernández Sánchez
THE KINGS
BARBER SHOPsona representa una marca y servicio orgullosamente generado en Tlaxcala.
— ¿Es difícil ser mujer?
— Lo difícil es complicarnos la existencia, no todo es complicado, todo lo tenemos que resolver para ser más fuertes y mejores.
— ¿Cómo logras un equilibrio entre la empresaria y la mamá?
— Me apoyo en mi equipo de trabajo, en mi familia y en muchas personas, mi personal tiene diferentes cargos. Mi equipo está preparado para abrir nuevos negocios, los empleados tienen que estar capacitados y especializados en cada rama. Mi familia me aporta todo su apoyo.
— ¿Hemos avanzado en equidad las mujeres?
— Con veintinueve años de experiencia laboral, estoy segura de que no hay igualdad. La fortaleza de un hombre es la fuerza. He dicho en diferentes ocasiones que la fortaleza de una mujer emana del corazón y la mente, de poder dominar todo lo que ella quiera, pero jamás vamos a superar la fuerza física de los hom­bres. Aparte, como mujeres, pode­mos crecer hasta dónde te lo propon­gas, sin tener que compararnos con un hombre, una mujer puede llegar hasta dónde se proponga sin tener que preocuparse por lo que opine un hombre, puntualiza.

— ¿Qué sugieres para que las mujeres tengan mayor equidad?

— Que sean constantes, perse­verantes, que luchen por lo que anhelan, por sus metas, que no se den por vencidas. Siempre habrá muchas limitantes, pero como mujeres lo podemos lo­grar y marcar la diferencia. En el campo laboral, de forma racista, se nos ha hecho saber que sólo ellos, los hombres, lo pueden ejercer, pero una mujer tiene la capacidad de hacerlo, como se ha venido dando en las diferen­tes carreras y trabajos.

— ¿Cuál es su opinión respecto al tema de los feminicidios?

— Esto viene porque no hay una cul­tura de equidad. La desinformación, a veces nos cerramos en un círculo en que sólo queremos ser nosotros, no nos fijamos en nuestro entorno. Debemos cuidar mucho la equidad y darnos cuenta que mucho depende de nosotros y que también depen­demos de otros. Considero que nos hace falta mucha cultura y lectura para no caer en estas situaciones.

— ¿Cuáles consideras que son las virtudes y defectos de las mujeres?

— Es una virtud ser maternales, hu­manas y perseverantes. Como defec­to considero que somos arrebatadas.

— ¿Cuál es tu hobby?

— Seguir preparándome, estudiar, disfruto mucho continuar mi prepa­ración, conocer y compartir con más colegas de otros lugares del mundo, de mí país, de gente que no volteas a mirar y que puedes aprender mucho de ellos.

— ¿Quién o qué la pone feliz y qué la pone triste?

— Toda la gente que asiste a diario a mi negocio, que viene a que la con­sientan, a que le den un buen servi­cio, me pone feliz que salga contenta. Y mis hijos, ante todo, verme en un espejo, verme viva. Me pone triste ver a gente que esté esperanzada a otros para salir adelante. La gen­te que piensa que el gobierno les va ayudar a salir adelante, las personas que no quieren esforzarse, que no es­tudian, que no se preparan, es una gran tristeza.

— ¿Qué piensas de?

— Política: Problemas.

— Cocina: Amor.

— Belleza: Mi vida.

— Machismo: Rudeza.

— Violencia: Dolor.

— Celular: Perdición.

— Familia: Amor.